LAS METÁFORAS NO SON REALES

INTRODUCCIÓN AL MUNDO DE LAS MENTIRAS
Las metáforas con que se ha adornado la religión no tienen nada de malo en sí mismas ¿Qué de malo puede tener que María sea virgen aún después del parto? ¿Qué de malo puede tener que un ángel baje del cielo y charle un poco con un humano? Y ¿Qué puede haber de malo que Satanás se le aparezca a Jesús y le ofrezca este mundo? Realmente nada hay de malo en ello. El problema surge en tres eventos, primero: Cuando nos dicen que estas metáforas son verdad, que son hechos reales, segundo: Cuando utilizan las metáforas para crear miedo en el hombre, y tercero: Cuando los sacerdotes se aprovechan del miedo y explotan la inocencia del hombre que busca a Dios.

En este libro emplearé el término sacerdote como la persona que se dedica de manera profesional a realizar los actos de culto en cualquier religión, actuando como intermediario entre Dios y el hombre, por lo tanto, en esta categoría quedarían enmarcados los pastores, brahmanes, rabís, imanes, misioneros, brujos, hechiceros, y todo aquel que pretende bajo cualquier título, ser intermediario entre Dios y el hombre.

Y esto es precisamente lo que han hecho las iglesias instituidas, las iglesias que son el producto de una organización y que por lo tanto poseen una jerarquía de mando, que poseen colegios o consejos que deciden qué se debe hacer, cuándo y cómo, sin que sus representantes puedan chistar sobre esas decisiones y mucho menos lo puedan hacer sus feligreses, dicha organización les ha dado no sólo poder religioso sino político y militar constituyéndose en verdaderos brazos armados, y con base en ese poder se impusieron a cruz, espada y sangre por la orbe terrestre, con el “Noble propósito de salvar nuestras almas” sin siquiera preguntarnos si queríamos o no ser salvados, pero esa cacareada salvación del alma no era del todo cierta, la verdad era que llegaron tras la riqueza que había en estas nuevas tierras, entonces quienes no apoyaban la cruz de Cristo eran enviados a las minas a trabajos forzados para extraer de las entrañas de la tierra la riqueza, hoy, un poco más civilizados, se imponen con la amenaza de que si no acogemos sus ideales Satanás nos echará candela durante toda la eternidad, aunque la verdad, no sé de dónde irá a sacar Satanás materia prima para avivar el fuego del infierno por toda la eternidad, eso me da un fresquito por si termino en el infierno, tal vez algún día se le acabe el combustible a don Sata y puedan las almas tener un poco de aire fresco en el infierno.

Estas iglesias están basadas en esos tres pilares: primero hacernos creer que las historias que explican la religión son hechos reales, segundo hacer que el hombre viva muerto de miedo ante amenazas de castigos de toda índole, y en ese orden de ideas si no eres del equipo de Dios, él mandará pestes sobre tus semovientes, y sobre los campos de los impíos lloverá fuego, y si esto no te asusta tus hijos morirán y si esto tampoco lo conmueve, dice el señor: “Se lo mando a Satanás pa´que le eche candela a su cuerpo durante toda la eternidad” y tercero producto del primero y del segundo la explotación del hombre.
Iswara.

2 comentarios en “LAS METÁFORAS NO SON REALES

  • Hemos visto como la fisica cuantica propone la idea de que el ser humano es co-creador de su realidad y ejemplos que evidencian esta posibilidad. Los pensamientos, los sentimientos y las palabras son ondas de posibilidades que pueden determinar las particulas de nuestra experiencia. En este sentido tambien encontramos las investigaciones del japones Masaru Emoto que ha dedicado casi toda su vida al estudio holistico del agua: su composicion y la formacion de distintos tipos de cristales segun el estimulo al que es sometida. Fotografio el agua en su condicion microscopica realizando numerosos experimentos. Por ejemplo, conservo el agua en frascos etiquetados con distintas palabras y dibujos, tambien observo el comportamiento del agua expuesta a distintos tipos de musicas y aromas. Aquellos envases con agua que contaban con palabras como paz, amor, confianza u otras que reflejaban sentimientos comunitarios presentaron composiciones cristalinas de gran belleza y armonia. Por su parte, aquellos envases con agua que contenian palabras negativas como guerra o sentimientos individualistas mostraron composiciones dispersas, poco nitidas y densas. Lo mismo ocurrio con las imagenes; en el caso de los aromas, los cristales tendieron a representar las formas de las flores generadoras del olor, y la musica logro cristalizaciones diamentralmente opuestas entre el heavy metal y obras de bach o mozart.

    • ¡Exactamente Thomas! veo que estás muy informado, me encanta eso. Eres bienvenido por acá y gracias por tomarte el tiempo de leer. Si quieres conocer más te invito a que nos sigas por redes sociales como @ExperienciaIswara

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *